La alimentación del bebé

La alimentación del bebé

Una vez que el bebé lleva 6 meses tomando leche materna o fórmulas especiales, es recomendable que se le destete. No es aconsejable hacerlo antes, ya que se puede poner al bebé en riesgo de desarrollar alergias, especialmente si existe una antecedente en la familia.

¿Por qué destetarlo a los 6 meses?

Porque las necesidades nutricionales del bebé cambian, y la leche materna no será suficiente para él. A esa edad, ya está físicamente preparado para tomar alimentos sólidos y para masticar (aún sin dientes). Sus sistema inmune y digestivo se habrán fortalecido, y es la época propicia para introducir alimentos sólidos.

¿Cuánto tiempo dura el destete?

Hay que pensar en el destete como un proceso gradual con varias etapas. Los primeros alimentos que le demos, deberán ser de textura y sabor muy suave, como el arroz., los purés de verduras y los potitos de frutas. Mejor que sea una consistencia líquida, ya que está acostumbrado únicamente a la leche.

En los primeros días, hay que acostumbrar al bebé a comer con una cuchara. Hay que escoger un momento en el que el bebé esté relajado, e iremos introduciendo la cuchara poco a poco. Hay que dejar que se acostumbre a una comida antes de pasar a otra.

Una vez que el bebé ya está acostumbrado a estas texturas y sabores, pasaremos a alimentos más fuertes.

Consejos para empezar:

  • Todos los utensilios del bebé tienen que estar limpios.
  • Prueba la comida antes de dársela para ver si está demasiado caliente. Si es así, deja que enfríe.
  • Déjalo a su ritmo. Que aprenda a moverlo por la boca y a tragarlo a su ritmo, sin presión.
  • No le obligues a comer más, cada bebé sabe cuando está lleno, y si lo instas a comer, puede que rechace los alimentos.
  • Deja que experimente, aunque se va a manchar, seguramente que la alimentación le llame la atención y quiera sujetar la cuchara él mismo.
  • Asegúrate de que un adulto está siempre con el bebé cuando está comiendo, ya que se puede ahogar.
  • Cocina tu mismo la comida, así se acostumbrará a comer como el resto de la familia. No añadas sal (ni salsas que contengan sal).
  • La variedad es la salsa de la vida, además darle una gran variedad de alimentos, evitará su aversión cuando sea mayor.

Lo que el bebé debe evitar

  • La leche de vaca no es adecuada hasta que bebé tenga un año de edad. Tiene demasiada sal y proteínas, y no tiene suficiente hierro y otros nutrientes. Sin embargo, la leche de vaca se le puede añadir a los alimentos para ablandarlos (por ejemplo al puré de patatas o de cereales).
  • Los huevos crudos son un riesgo de intoxicación alimentaria, así como los parcialmente cocidos. Asegúrate de cocerlos hasta que la yema y la clara estén sólidos.
  • Los frutos secos enteros o picados tienen un riesgo de asfixia para los niños menores de cinco años. Se le pueden dar machacados.
  • Los pescados grandes como el marrajo, el pez espada o el atún pueden contener niveles altos de mercurio que no son adecuados para bebés ni niños pequeños.
  • La miel no hay que dársela nunca a bebés menores de un año, ya que hay un riesgo de botulismo.
  • El bebé no necesita ni azúcar ni sal añadida, solo le va a perjudicar.
  • Evita las bebidas azucaradas o los zumos de frutas.
  • Deben evitarse los alimentos que tengan gluten (trigo, avena).

Lo último